domingo, 30 de abril de 2017

¡Viva el Primero de mayo! Día en que los obreros de todos los países conmemoran su despertar a una vida con conciencia de clase


Tras el final del status quo pactado tras los acuerdos de Yalta, en 1945, después de la autodestrucción de la Unión Soviética en 1991 por parte de la clase que hoy gobierna la Federación Rusa, grandes movimientos geoestratégicos y de competencia económica global agitan el mundo. El capitalismo en su fase imperialista se reajusta, después del dominio unipolar por parte de Estados Unidos en los años posteriores a la desaparición de la Unión Soviética, y la cadena que ya definiera Lenin que forma el capitalismo global se rehace entre grandes convulsiones crecientes.

Por un lado, Estados Unidos intenta por todos los medios mantener su dominación, frente a las nuevas potencias capitalistas que le ponen en aprietos en la competencia por los recursos naturales y el control militar o económico de los países donde estos se encuentran; por otro, China y la Federación Rusa intentan hacerse con el control de los territorios donde Estados Unidos está en retroceso,tratando, como la República Popular, de ponerse al frente de la defensa del libre mercado o, como Rusia, implicándose militarmente en sus países aliados para asegurarse un buen lugar en la pole position de los graves conflictos que están por llegar.

La Unión Europea lucha por seguir la estela de estas potencias buscando, de momento, un equilibrio entre el apoyo a su antigua cabeza político-militar, Estados Unidos, pero sin quitar el ojo al resto de potencias, para mantenerse al acecho ante cualquier cambio.

Mientras tanto, esa brutal competencia económica también se expresa en la explotación de la fuerza de trabajo, cuyo coste en las antiguas potencias capitalistas es insostenible para ellos ante las condiciones ínfimas que tienen los trabajadores chinos o rusos, por no hablar de otras potencias emergentes como India o Brasil. Ante la necesidad, según la bárbara lógica capitalista, de competir entre ellos, en Estados Unidos y Europa la represión se acrecienta, intentando poner sobre la espalda de la clase obrera el coste de la lucha interimperialista entre los eslabones de la cadena capitalista.

No se trata, por supuesto, de los caprichos de la burguesía estadounidense, china o rusa, sino de las condiciones indefectibles del capitalismo, sus reglas intrínsecas de funcionamiento. Algo que ya demostraran en sus escritos y enseñanzas los grandes líderes del movimiento comunista internacional, desde Lenin, hasta Stalin o Mao, además de otros muchos que llenarían este pequeño texto de nombres gloriosos.

Los trabajadores solo tienen un camino para hacer frente al destino reservado para ellos por la oligarquía capitalista: el de la lucha. Ante el futuro de convulsiones en el enfrentamiento por el nuevo reparto del mundo y el control de los recursos entre las potencias capitalistas, en el combate económico, político o, incluso, militar, por ocupar puestos más altos en la cadena imperialista que une a todos los estados sometidos a la dictadura del capital, la organización de la clase obrera para enfrentarse a los parásitos de cada estado, el internacionalismo para poner por encima los intereses de los hermanos de clase de cualquier pueblo frente a los de la burguesía local o internacional, es la única solución.

Damos la palabra, para terminar, al líder de la Revolución que cambió el mundo hace 100 años y que probó que los trabajadores no necesitan de los parásitos capitalistas para construir una sociedad mejor, Vladimir Lenin, con motivo de la cercanía del 1 de mayo, día de la lucha de la clase obrera por su emancipación, palabras que en la Red de Blogs Comunistas hacemos nuestras:

"Se acerca el Primero de Mayo, día en que los obreros de todos los países conmemoran su despertar a una vida con conciencia de clase, su solidaridad en la lucha con­tra toda violencia y toda opresión del hombre por el hombre, en la lucha por liberar a millones de trabajadores del hambre, la miseria y la humillación. Dos mundos se alzan frente a frente, en esta grandiosa lucha: el mundo del capital y el del trabajo, el mundo de la explotación y la esclavitud, y el de la fraternidad y la libertad.(...) sólo el proletariado conciente y organizado podrá asestarles el golpe de muerte. Sólo el proletariado consciente y organizado podrá conquistar para el pueblo la verdadera liber­tad, no una libertad falsificada. Sólo el proletariado consciente y organizado podrá desbaratar todo intento de engañar al pue­blo, de coartar sus derechos, de convertirlo en mero instrumento en manos de la burguesía. ¡Camaradas obreros! ¡Preparémonos con redoblada energía para el combate decisivo que se acerca! ¡Que se estrechen las filas de los proletarios socialdemócratas! ¡Que su voz se propa­gue con amplitud cada vez mayor! ¡Que la agitación en torno de las reivindicaciones obreras se despliegue cada vez con mayor audacia! ¡Que la celebración del Primero de Mayo atraiga a nuestra causa miles de nuevos combatientes y engrosé nuestras fuerzas en la grandiosa lucha por la libertad de todo el pueblo, por la emancipación de todos los trabajadores del yugo del capital!"

¡Viva el 1 de mayo, día de la lucha de la clase trabajadora por su emancipación!



¡Por un 1 de mayo combativo e internacionalista!

¡Por una clase obrera organizada, antimperialista y revolucionaria! 

RED DE BLOGS COMUNISTAS (RBC)

lunes, 17 de abril de 2017

Libertad para Saidaba y presos del TDF

La Red de Blogs Comunistas (RBC) se solidariza con los convocantes de la manifestación del próximo 30 de abril en Delhi y llama a la liberación del Dr. GN Saidaba y resto de presos políticos del Foro Democrático de Telangana, detenidos por denunciar la opresión del gobierno fascista de Modi en la India:

 !Libertad para Saidaba y los presos políticos del TDF! 
30 de abril, en Delhi.

 

viernes, 24 de marzo de 2017

¿La competencia, la lucha interburguesa y la guerra interimperialista son cosas del pasado?

¿La competencia, la lucha interburguesa y la guerra interimperialista son cosas del pasado? (un artículo de Victoria de los Oprimidos y Explotados, miembro de la Red de Blogs Comunistas)
***
Muchos han sido los que han afirmado, en el pasado, que la nueva situación económica no es equiparable a la que vivieron Marx y Engels y el camino de acción, en consecuencia, no puede ser el mismo. Los falsos comunistas y fingidos revolucionarios argumentaban que los autores del Manifiesto Comunista nunca conocieron una economía monopolista, sino una economía competitiva con muchas pequeñas empresas y un mundo dividido en varias potencias, muy diferente a la realidad que aparecía en el siglo XX. 
Karl Kautsky, que fue uno de los primeros exponentes, defendió la tesis de que las contradicciones interburguesas e interimperialistas habían desaparecido o menguado sustancialmente, pues el monopolismo conducía a su eliminación. Para Kautsky la competencia había muerto en la época del imperialismo y la producción, la distribución y el consumo eran planificados por los monopolios evitandoasí los aspectos negativos del anarquismo del capitalismo. De esta concepción surgió su teoría revisionista del “ultraimperialismo”, teoría que buscaba desarmar el movimiento comunista internacional y, a la vez, promover, durante la Primera Guerra Mundial, la lucha de la clase obrera a favor del estado burgués con la excusa de la defensa de ––– patria frente a la potencia hegemónica mundial.
Frente a la teoría revisionista de kautsky hubo réplicas de varios marxistas de la época. Primero Hobson y después Lenin señalaron que “La principal característica del imperialismo moderno es la competencia de imperios rivales”. Los revisionistas no querían recordar las explicaciones de Karl Marx referentes a la concentración del capital como proceso dialéctico, según las cuales a la vez que se genera una tendencia principal a la acumulación y unión del capital se promueve también su subdivisión, no siendo este un proceso uniforme ni lineal. No se puede entender la etapa del monopolismo como una negación de su etapa anterior, la economía de la competencia, sino todo lo contrario: como la intensificación de la competencia bajo distintas formas. El monopolio no es lo contrario de la competencia, sino que la competencia es lo contrario del monopolio; primero existieron los monopolios feudales y fue después cuando apareció la competencia capitalista.
En la última década, la izquierda pequeñoburguesa, los trotskistas y los revisionistas han intensificado su campaña entre la clase obrera utilizando variantes de las teorías de Kautsky. Prachanda, en Nepal, consiguió parar la victoriosa Guerra Popular, por la que se controlaba ya el 80% del país, con su teoría revisionista del superimperialismo. De esta forma, la izquierda pequeñoburguesa y revisionista considera al imperialismo ruso y al socialimperialista chino como imperialismos “buenos”  y de carácter “defensivo”, negando en todo momento que compartan similares intereses imperialistas que EEUU.
Hay que volver a recuperar las célebres frases de Lenin pronunciadas en la Primera Guerra Mundial: “Guerra a la guerra” y “Transformar la guerra imperialista en guerra civil”. No hay que permitir que la gran burguesía imperialista divida a la clase obrera entre inmigrantes y autóctonos, según su nacionalidad, raza…,y que fomente el chovinismo frente a las naciones oprimidas internas y externas. La clase obrera tiene un carácter internacional, que no se debe al estado burgués de su país.
Es importante tener presente, por lo tanto, que la clase obrera rusa tiene como principal obligación derrotar a su propia oligarquía imperialista y no ayudarla; no valen excusas tales como la defensa de la patria frente a EEUU. No hay que participar ni colaborar en una guerra reaccionaria donde Rusia oprime a otras naciones y países como Siria, Armenia, Moldavia… Frente a la guerra imperialista hay que exclamar: “! Transformar la guerra imperialista en guerra civil !” Lo mismo se puede decir de la clase obrera de las otras potencias imperialistas: EEUU, China, Francia…
Los imperialistas engañan a las masas justificando sus guerras bajo supuestas causas justas, tales como la guerra contra el terrorismo, la guerra contra el fundamentalismo islámico… Debajo de estas falsas proclamas esconden una guerra abierta contra las naciones oprimidas (internas o externas), una guerra contra aquellos que se niegan a someterse. Los comunistas que viven en estados imperialistas deben de promover la lucha interna contra el estado imperialista propio y conseguir poner fin a la guerra imperialista y reaccionaria.
En el movimiento comunista internacional reina actualmente la desorientación y el desconcierto;  muchos partidos “comunistas” consideran a EEUU como la única potencia imperialista. Tildan a EEUU de potencia imperialista hegemónica y absoluta, apenas sin rival, sin competencia. Ante esto hay que decir que no es posible un único monopolio, no hay fuerza dentro del capitalismo que pueda eliminar la competencia interimperialista, al ser ésta intrínseca en él. Los acuerdos entre imperialistas son temporales, la correlación de fuerzas cambiantes y las contradicciones interimperialistas tarde o temprano estallan en todo su esplendor.
La reacción, el chovinismo y las contradicciones están subiendo de grados, dirigiéndose a una inevitable tercera guerra mundial, si la clase obrera internacional no pone remedio rebelándose ante este estado de cosas.
¡No a la guerra contra el “terror” y el “fundamentalismo islámico”!
¡ No a la barbarie y a la guerra imperialista !
¡ No a la defensa del imperialismo ruso y  el socialimperialismo chino !
¡ Aprovechar las contradicciones interburguesas e interimperialistas !
Postdata: Presentamos a continuación un esclarecedor artículo del PCE (r) titulado “Competencia y crisis del capitalismo”: https://drive.google.com/file/d/ 0BzzjMOD 40hCWZmJZRnpMN0gwVEk/view?usp=sharing


miércoles, 8 de marzo de 2017

!Exigimos la libertad del profesor G.N. Saibaba, condenado a cadena perpetua por el régimen fascista hindú!

La Red de Blogs Comunistas (RBC) se hace eco de la denuncia a la condena del profesor Saibaba a cadena perpetua por el régimen fascista hindú, en el marco de la persecución contra toda protesta social y política y, en especial, contra los revolucionarios, el Partido Comunista de la India (Maoista) y el movimiento naxalita, y se une a la exigencia de su liberación.

!Viva la Revolución Naxalita y el PCI (m)!
!Libertad para el profesor Saibaba y todos los presos políticos del régimen fascista hindú!

***

INDIA URGENTE: El profesor G.N. Saibaba condenado a cadena perpetua.

Un reporte de la agencia IANS informa que el profesor de la Universidad de Delhi G.N. Saibaba
junto a otros cuatro acusados de tener vínculos con el clandestino Partido Comunista de la India (maoísta) han sido condenados a cadena perpetua por el Tribunal de Sesiones de Gadchiroli (Maharashtra).

El profesor Saibaba, de 47 años y con una minusvalía de un 90% fue detenido en mayo de 2014 acusado de ser miembro del PCI (maoísta). Después de permanecer en penosas condiciones en la cárcel de Nagpur, fue autorizado, en régimen de libertad condicional, a seguir un tratamiento médico en abril del pasado año.

La fiscalía sostuvo que Mishra, Tirki y Narote entraron a los bosques de Gadchiroli en Maharashtra para reunirse con Narmada Akka, un alto comandante maoísta, del que recibieron 500.000 rupias, para entregar al profesor Saibaba con el objetivo de difundir la ideología maoísta en el la ciudad.

Junto al profesor Saibaba han sido condenados a cadena perpetua el estudiante de la Jawaharlal Nehru University y miembro de la Unión Democrática de Estudiantes (DSU), Hem Mishra, el periodista Prashant Rahi, Mahesh Tirki y Pandu Narote.

Miembro fundador del Frente Democrático Revolucionario, el profesor Saibaba es un prestigioso intelectual revolucionario y su caso ha levantado una importante ola de solidaridad a nivel internacional, siendo su caso tratado incluso en el Parlamento Europeo.

correovermello-noticias

sábado, 4 de marzo de 2017

RBC con la mujer proletaria y revolucionaria: "Anuradha Ghandy, la rebelde"

La Red de Blogs Comunistas quiere conmemorar el Día de la Mujer Trabajadora, el día de la mujer que se pone al frente de la lucha contra toda explotación, recordando a Anuradha Ghandy, militante y dirigente naxalita y del Partido Comunista de la India (Maoísta).

Ya en la Universidad se unió al Movimiento Juvenil Progresista (PROYOM), que se inspiró en el movimiento naxalita. Más tarde se convertiría en una de las dirigentes del movimiento por las libertades civiles en Mumbai. A mediados de los años 90, Anuradha entró en la dirección de los naxalitas en las selvas de Bastar, y finalmente pasó a la clandestinidad. En el IX congreso del Partido Comunista de la India (Maoísta), en 2007, Anuradha fue elegida miembro del Comité Central.

Anuradha siempre tuvo un papel muy activo en la lucha por los derechos de la mujer, contra el sistema de castas, y por su papel activo dentro del partido y del movimiento. Sin duda, Anuradha Gandhy es un ejemplo de mujer proletaria revolucionaria, esa mujer que se reivindica en este día 8 de marzo, que combate codo a codo con sus camaradas hombres por el fin de toda explotación del hombre por el hombre sea cual sea su género, su raza o su nación.

"¿Cómo es posible que la hija de un gran abogado de la Corte Suprema de Bombay, graduado en la prestigiosa Universidad de Elphinstone, y en la M.Phil en Sociología, una niña nacida en la abundancia, eligiese una vida de lucha y penurias en las traicioneras selvas de Bastar, acompañada por un rifle y una sábana para dormir?"

Eso es lo que se explica en el artículo traducido por el blog miembro de RBC, Cultura Proletaria, a partir del original de Rahul Pandita en Open the Magazine,  que compartimos a continuación

!Arriba la mujer proletaria revolucionaria!

!Viva la mujer trabajadora!

!Gloria a Anuradha Ghandy, guerrillera naxalita!

***


ANARADHA GHANDY, LA REBELDE

Nació en la abundancia y podría haber elegido perfectamente la vida fácil. Pero Anuradha Ghandy escogió el camino de las armas en lugar del camino de las rosas, para luchar por los oprimidos.


En una bochornosa noche de 2008, en algún lugar en Mumbai, un médico buscaba desesperadamente ponerse en contacto con su paciente. La paciente era una mujer de unos 50 años, la cual había ingresado esa mañana con fiebre alta. El médico había recomendado hacer algunos análisis de sangre, y mientras observaba los resultados, intentaba llamar a un número que la paciente había garabateado en un papel con una letra ilegible. Rápidamente se dio cuenta de que el número no existía. Estaba inquieto. Los resultados revelaron la presencia de dos cepas mortales de malaria en el torrente sanguíneo de la mujer. Tenía que ser ingresada en el hospital sin demora. El tiempo volaba y ella no daba señal alguna.


Cuando la mujer volvió a contactar con el médico ya habían pasado unos días. El médico quería ponerla bajo cuidados intensivos de inmediato. Pero ya era demasiado tarde.

A la mañana siguiente, 12 de abril, Anuradha Ghandy estaba muerta. Sufrió múltiples fallos orgánicos, su sistema inmunológico estaba debilitado por la esclerodermia sistémica, una enfermedad autoinmune responsable, entre otras cosas, de su mala caligrafía.

La noticia se difundió rápidamente entre los amigos y seguidores de Anu, como la llamaban cariñosamente. Incluso antes de llegar a Indora, una zona pobre de Nagpur, donde Anu había vivido durante siete años. Esto fue antes de que su nombre apareciese en los expedientes del Ministerio de Interior como Janaki, Narmada, o Varsha, la única mujer en el Comité Central del Partido Comunista de la India (Maoísta), órgano principal de los naxalitas.

¿Cómo es posible que la hija de un gran abogado de la Corte Suprema de Bombay, graduado en la prestigiosa Universidad de Elphinstone, y en la M.Phil en sociología, una niña nacida en la abundancia, eligiese una vida de lucha y penurias en las traicioneras selvas de Bastar, acompañada por un rifle y una sábana para dormir? La respuesta podría estar en la época en la que vivió. O el tipo de persona que era. O quizá un poco de ambos.

Anuradha es hija de Ganesh y Kumud Shanbag, ambos activistas, que optaron por contraer matrimonio en la sede del Partido Comunista de la India (PCI). Cuando era joven, Ganesh Shanbag tuvo que irse de su casa en Coorg para unirse al ejército de Subhash Chandra Bose, y más tarde, como abogado, lucharía al lado de los comunistas arrestados en la rebelión de Telangana. Mientras su maletín se llenaba de peticiones presentadas en nombre de los camaradas arrestados, Kumud estaba ocupada tejiendo suéteres para los soldados que luchaban en China.

El hermano de Anuradha, Sunil Shanbag, que es un dramaturgo progresista, recuerda que era una buena en los estudios y que como actividades extracurriculares le gustaba bailar. Pero era muy consciente de lo que estaba sucediendo a su alrededor. Sunil dijo: "Cuando estaba en el internado, me me enviaba cartas, escribía sobre temas como la nacionalización de los bancos. Sólo tenía 12 años". Pero más allá de esta toma de conciencia, Anuradha era como cualquier otra chica cuando ingresó en la universidad en 1972. "Llegaba a casa y se arreglaba el cabello con la ayuda de un hierro caliente, como hacían las niñas en aquellos días", recuerda Kumud Shanbag.

Los comienzos de los años 70 fueron embriagadores para la juventud. En todo el mundo estaban sucediendo cosas. Mao había inagurado la Revolución Cultural en China. Vietnam mostraba una feroz resistencia ante las fuerzas estadounidenses. En casa, el trueno primaveral de Naxalbari había estallado. Cientos de estudiantes de las universidades de élite abandonaron sus carreras y se unieron al movimiento naxalita. Los jóvenes de familias acomodadas, que habían ido al extranjero a realizar estudios superiores, se radicalizaron. Uno de ellos era un alumno de la escuela de Doon, y compañero de clase de Sanjay Gandhi. El padre de Kobad Ghandy era un alto ejecutivo de Glaxo, y la familia vivía en un piso grande frente al mar, en Worli. Había ido a estudiar contabilidad a Inglaterra, y allí se inició en la política radical. Dejando los estudios a medias, regresó.

Mientras tanto, Anuradha había estado dando conferencias, pero estaba dedicada al Movimiento Juvenil Progresista (PROYOM), que se inspiró en el movimiento naxalita. Más tarde se convertiría en una de las portadoras de la antorcha del movimiento por las libertades civiles en Mumbai. Es más o menos en esa época cuando Anuradha y Kobad entraron en contacto el uno con el otro. No está claro quién inspiró a quién, pero pronto ambos se convirtieron en "firmes activistas", como dijeron varios amigos que tenían en común.

Los dos se enamoraron rápidamente y Kumud recuerda perfectamente el día en que Kobad los fue a visitar a su casa. "Mi marido estaba aquí, en esta silla" señala ella, "y Kobad vino, se puso de rodillas y dijo: '¿Puedo casarme con tu hija?'"

Se casaron en noviembre de 1977.

En 1980, los escuadrones naxalitas del antiguo Partido Comunista de la India (ML) (Guerra Popular), entraron en Dandakaranya -una franja de bosque que se extiende por Andhra Pradesh, Chhattisgarh, Maharashtra y Orissa- para establecer una base guerrillera. En 1981, el fundador del Partido, Kondapalli Seetharamaiah, expresó su deseo de conocer a Kobad durante la conferencia del Sindicato de Estudiantes Radicales en Andhra Pradesh. El Partido estaba deseando entrar en Gadchiroli, región de Maharshtra. El ideólogo naxalita Varvara Rao dijo que el encuentro entre los dos allanó el camino para la formación del Partido en Maharashtra.

El compromiso de la pareja fue total. Un año más tarde, Anuradha se trasladó a Nagpur, que tenía el segundo mayor barrio marginal de Maharashtra, y también un número significativo de Dalits (estaba en Nagpur en octubre de 1956, cuando B.R. Ambedkar aceptó el budismo). Primero se quedó en barsati (en un pequeño apartamento de una habitación con terraza) en la zona de Lakshmi Nagar. Kumud recuerda haberla visitado con su marido. "Cuando vimos donde se quedaba, no podíamos creerlo", dijo Kumud. El techo estaba dañado por muchos sitios. Y esa noche llovió. "El ayudante que estaba con nosotros se arrastró hacía una mesa y durmió allí debajo", recuerda.

Sin embargo, en 1986, Anuradha se trasladó a Indora, al norte de Nagpur, el epicentro de la política dalit. Alquiló dos habitaciones pequeñas en la casa de un empleado de correos, llamado Khushaal Chinchikhede. "No había absolutamente nada en su casa excepto dos estanterías con libros y una vasija de barro", recuerda. Anuradha también trabajó como profesora a tiempo parcial en la Universidad de Nagpur. Más tarde, Kobad también iría a vivir allí. Ambos estaban fuera hasta la medianoche. Anuradha usaba una bicicleta para desplazarse, y fue más tarde que, por la insistencia de otros activistas, Kobad compró una motocicleta TVS Champ.

Indora era famosa por las revueltas. "Ningún taxista o conductor de auto ricksha se atrevería a entrar allí", dice Anil Borkar, que creció en Indora. Pero Anuradha era impertubable. "Pasaba por el distrito a medianoche sola, en su bicicleta", recuerda Borkar. Conoció a Anuradha a través de un amigo. "Ella me hizo darme cuenta de algunas cosas. Era como si un mundo se abriera para mí".

Debido a la influencia de Anuradha, Devanand Pantavne, cinturón negro en karate, se convirtió en poeta y cantante de un grupo cultural radical. Pantavne recuerda que era muy exigente con los plazos. "Se enfurecia mucho si aceptábamos un trabajo y luego no lo entregábamos a tiempo". Otro joven, Surendra Gadling, fue motivado por Anuradha para estudiar derecho. Hoy, defiende casos de varios activistas y presuntos naxalitas. "Ella es la luz que me guía", dice. Y no es casualidad. Anuradha fue todo un ejemplo, vivió la vida que quería que los jóvenes de basti llevaran.

En 1994, una mujer Dalit, Manorama Kamble, que trabajaba como criada en la casa de un influyente abogado, fue hallada muerta, y la familia del abogado alegó que se había electrocutado accidentalmente. Pero los activistas sospechaban que había sido violada y luego asesinada por el abogado. Anuradha lideró la revuelta, y fue gracias a sus esfuerzos que el caso se llevó a la asamblea estatal y al Parlamento.

En Indora, uno de los hombres de confianza de Anuradha era Biwaji Badke, un activista Dalit de cuatro pies de altura. "Todas las mañanas Badke iba a su casa y compartía todas las noticias con Anuradha mientras se tomaban un té", recuerdan sus amigos. Más tarde, cuando le diagnosticaron cáncer de garganta, Anuradha lo llevó a su casa y lo cuidó durante meses. Otro compañero, Shoma Sen, recuerda que era muy sensible con los demás. "Su casa en Indora estaba abierta a todo el mundo. Cada vez que alguien venía, añadía una taza más de agua al té", recuerda.

Gracias a ella y su influencia, muchos otros de familias acomodadas se convirtieron en activistas. Su vieja amiga y compañera activista, Susan Abraham, dijo: "Cuando me convertí en activista, siempre me entusiasmaba ver a gente del círculo de Anu trabajando con nosotros".

Fue a mediados de los años 90 cuando Anuradha entró en la dirección de los naxalitas en las selvas de Bastar, y finalmente pasó a la clandestinidad. Maina, miembro del Comité de la Zona Especial de Dandakaranya del Partido Comunista de la India (Maoísta), recuerda sus esfuerzos por mezclarse con las tribus locales de Gond: "Mucha gente cuestionaba a Didi (Anuradha), diciendo que ella no era de este país y que no hablaba nuestro idioma. Didi se acercaba a ellos con una sonrisa diciendo: 'Sé lo que queréis; por favor, enseñadme vuestro idioma; Aprenderé todo de vosotros'".

La vida en la selva es muy dura. Las guerrillas siempre están en movimiento, de un pueblo a otro, llevando víveres pesados. Anuradha no rehuía las dificultades; hizo todo lo que las guerrillas hacían. Un líder naxalita que estaba en Bastar cuando ella llegó por primera vez, recuerda que no ahorraba ningún esfuerzo en los ejercicios militares: corriendo, arrastrandose, haciendo flexiones, los trabajos, etc. Maina dijo: "Resbalaba y caía muchas veces mientas caminaba por el lodo, pero se levantaba y se reía".

En 1999, Anuradha acampaba junto a otras guerrillas en la aldea de Sarkengudem en Chhattisgarh, cuando fueron rodeados por la policía. Se produjo un encuentro. Lahar, una guerrillera de alto rango, recuerda que Anuradha tomó posición y apuntó con su arma al 'enemigo'. Siempre recordaría este incidente, instando a los más jóvenes a aprender las habilidades de la guerra de guerrillas. Sin embargo, Sunil la recuerda hablando de lo "extraño de portar un arma".

La vida en la selva no se lo ponía fácil a su cuerpo. Sufrió frecuentes ataques de malaria. En el mismo verano, un día caminó durante horas, cuando se detuvo y perdió el conocimiento. Sus camaradas le hicieron beber agua con glucosa. Había sufrido una insolación. "Después de recuperarse, se negó a dejar que los demás llevasen su equipaje", recuerda Lahar.

Cuando el sur de Bastar se vio afectado por una grave sequía en 1998-99, las tribus se vieron forzadas a comer el arroz, que, según dijo Maina: "Tenía más piedras que grano". El mismo arroz también fue ofrecido a las guerrillas, que lo comían con pasta de tamarindo. "Comíamos puñado tras puñado bebiendo mucha agua, llevaba mucho tiempo terminar la comida", recuerda Maina. También desarrolló úlceras en el estómago. "Aliviaba el dolor comiendo una o dos galletas con un vaso de agua".

Para aligerar la carga, Anuradha decidió deshacerse de la pesada manta que llevaban las guerrillas, optando por una fina sábana. Fue durante esta época que desarrolló la esclerosis.

No importaba lo que el centro reclamaba, los naxalitas llenaban el vacío que el gobierno dejaba en sus áreas de influencia. En Basaguda, en Chhattisgarh, fue necesario construir un dique alrededor de un lago en Kota Chervu; unas diez aldeas contaban con el suministro de este lago. El gobierno ignoró las súplicas de los aldeanos durante años. Fue bajo la dirección de Anuradha que los habitantes de unas 30 aldeas comenzaron a trabajar. A los que trabajaban se les entregaba un kilo de arroz al día. El gobierno entró en pánico y puso sanciones de 2.000 rupias; fueron rechazadas. En 1998, más de un centenar de diques fueron construidos por los naxalitas en Dandakaranya.

Anuradha también asumió la responsabilidad de construir nuevos modelos de aprendizaje para las mujeres. Había recibido, regularmente, clases sobre los problemas que enfrentaban las guerrillas, y escribió y tradujo material de propaganda naxalita. Preparó cuadros con fotos de líderes políticos y explicó las cuestiones internacionales a la población analfabeta local. A veces, también impartía clases acerca de los problemas de la salud.

En medio de todo esto, Anuradha hacía viajes secretos a Mumbai. "Cuando venía, le aplicaba aceite en el cabello y masajeaba todo su cuerpo. Quería mimarla todo lo que pudiese", dijo Kumud.

"Lo más asombroso era que ella siempre sabía más que nosotros sobre las películas y otras culturas populares", dijo Sunil. Durante la puesta en escena de una de sus piezas en Mumbai, Anuradha entró, vio la obra y se fue silenciosamente. "Sólo más tarde supe que ella había estado allí", dijo Sunil.

En el IX congreso del Partido Comunista de la India (Maoísta), en 2007, Anuradha fue elegida miembro del Comité Central. En ese momento, Kobad se había convertido en uno de los principales líderes naxalitas, responsable de la documentación del Partido. (Fue detenido en Delhi el 20 de septiembre).

Basándose en el trabajo de Anuradha, los naxalitas prepararon el primer documento político sobre la cuestión de las castas dentro del movimiento marxista en la India. También escribió su "Marxismo y Feminismo", del cual los dirigentes naxalitas tomaron nota.

Durante el tiempo que pasó en Dandakaranya, Anuradha ayudó a la guerrilla a superar las limitaciones del trabajo colectivo, haciéndoles comprender que las cooperativas tenían que desempeñar su papel en el aumento de la producción agrícola.

En Bastar, Anuradha cuestionó las ideas patriarcales que predominaban en el Partido. En el momento de su muerte, estaba trabajando con cuadros femeninos en diseñar planes que les ayudasen a asumir mayores responsabilidades. Fue en Jharkhand, mientras enseñaba a las tribus cuestiones sobre la opresión de la mujer, donde contrajo la malaria cerebral, la cual le llevó a la muerte.

En sus memorias, su amigo Jyoti Punwani escribió, "La 'amenaza naxalita', dijo Manmohan Singh, es la mayor amenaza para el país. Yo sólo recuerdo a una chica que siempre estaba sonriendo y que renunció a una vida acomodada en todos los sentidos para cambiar la vida de los demás".

En Nagpur, le dije a Chinchikhede que abriese las habitaciones que había ocupado Anuradha. Todo lo que quedaba de aquellos tiempos era una pegatina en la puerta de Bhagat Singh. Estaba atardeciendo y el cielo se había teñido de carmesí. Un camarada que me acompañaba se tumbó en el suelo, el suelo que tan familiar era para él. Y recitó un poema de Gorakh Pandey:

Tiene miles de años / su cólera / miles de años / su amargura / Sólo os traigo sus palabras dispersas / con rimas y ritmo / y tú tienes miedo / porque estoy propagando el fuego".

viernes, 3 de marzo de 2017

Preocupación por la salud del camarada profesor Saibaba

La Red de Blog Comunistas comparte en esta entrada la noticia traducida del portugués (publicada originalmente por Correo Vermello) sobre el estado de salud del profesor Saibaba, un referente revolucionario de la India, y se une al deseo de una pronta recuperación:

***

14731303_10154075986747939_2064194601737693924_n


New Delhi, 02.03.17

Fuentes de la familia del profesor N.G. Saidaba, conocido intelectual maoísta, han informado que después de permanecer siete días en el Rockland Hospital fue dado de alta de su dolencia de pancreatitis aguda.

El profesor Saibaba tendrá que ser operado en los próximos meses para una extirpación de vesícula biliar por el riesgo de que se reproduzca la pancreatitis.

Así mismo, han declarado que los médicos le han recomendado suspender todas sus actividades y descansar.

Desde Correo Vermello le deseamos una pronta recuperación al querido profesor Saibaba, referente de leltad revolucionaria en la India.

jueves, 2 de marzo de 2017

Es hora de construir un Partido Revolucionario (Charu Mazumdar - 1967)


Resultado de imagen de Charu Mazumdar
La Red de Blogs Comunistas continúa con su labor de dar voz al movimiento naxalita y al PCI (M) en castellano, esta vez con la traducción del texto escrito en 1967 por Charu Maxumdar, que a mediados de la década de 1960 organizó lel ala izquierda del Partido Comunista de la India (Marxista) en el norte de Bengala, y escribió, tras el levantamiento naxalita de 1967, ocho artículos conocidos como "los históricos los ocho documentos" - que han sido definidos como la base del fundamento ideológico del naxalismo- El mismo año, Majumdar rompió con el PCI (marxista) y formó el Comité de Coordinación de la India Todos los revolucionarios comunistas , que en 1969 se transformaría en el Partido Comunista de la India (Marxista-Leninista) -con Majumdar como su secretario general.

Tras un proceso de fusiones, el PCI (M-L) daría lugar al actual PCI (Maoísta), vanguardia de la revolución naxalita. El texto, traducido por un blog miembro de RBC, Cultura Proletaria, muestra el contexto de lucha contra el revisionismo en la India en el que se produjeron el alzamiento naxalita y las rupturas de los comunistas revolucionarios que convergerían en el PCI (M-L) y, finalmente, en el PCI (Maoísta):

***

Es hora de construir un Partido Revolucionario (Charu Mazumdar - 1967) 
El Comité Central del Partido Comunista de la India (Marxista) ha adoptado una línea política que es básicamente antirrevolucionaria, opuesta al pensamiento del Presidente Mao Tse-Tung y al Marxismo-Leninismo y que está basada en la colaboración de clase y en una ideología revisionista. En su mitin en Madurai, el C.C. ha hecho una declaración en favor de la transición pacífica al socialismo y ha escogido el camino de la democracia parlamentaria para el progreso del país.
A pesar de la gran polémica sobre las disputas ideológicas internacionales, ha rechazado totalmente la postura ideológica del gran Partido Chino y el Pensamiento del Presidente Mao. Al mismo tiempo que calla sobre el avivamiento capitalista en la Unión Soviética, descarta el postulado del último escrito del camarada Stalin, "Problemas económicos del socialismo en la URSS", y se opone a la línea del gran Partido Chino declarando abiertamente que la Unión Soviética sigue siendo miembro del campo socialista. Esto implica prestar apoyo a la política revisionista soviética sobre la cuestión de Vietnam en el ámbito internacional y descubrir el papel progresivo de la "ayuda" económica soviética dándole la bienvenida a las relaciones comerciales. Sobre el tema de las luchas campesinas, el C.C. ha adoptado la línea política menchevique.
Naturalmente, el mitin del C.C. en Madurai ha colocado al partido al nivel de un partido revisionista y burgués. Por lo tanto, para los auténticos Marxistas-Leninistas, no queda otra alternativa que oponerse a esta política. Ahora que se ha adoptado la resolución de Madurai, es obvio que el Comité Central no es un Comité revolucionario. De ahí que el deber revolucionario de todo Marxista-Leninista sea declarar la guerra contra este Comité Central. El motivo ulterior de la pomposa resolución de la que formó parte la totalidad del C.C. no es otro que engañar a la sección revolucionaria dentro del partido, y más aún, actuar en secreto y estratégicamente para el interés imperialista de los EE.UU., el revisionismo Soviético y las fuerzas reaccionarias indias.
El único propósito que tienen los Marxistas-Leninistas detrás de todas las discusiones ideológicas es cómo aplicar la ideología en las condiciones objetivas existentes en sus propios países. Una discusión abstracta de las cuestiones ideológicas como tal, no tiene significado revolucionario, porque su verdad está sujeta a pruebas a través de su aplicación en el contexto particular. El C.C. ha discutido las cuestiones ideológicas internacionales como conceptos abstractos y lo que ha hecho, concretamente a este respecto, es declarar abiertamente al revisionismo soviético como el único camino para la India y, por lo tanto, su oposición al gran partido de China.
Resultado de imagen de Charu Mazumdar
Su visión burguesa se revela en su posición sobre el tema del arsenal de armas nucleares. No ha explicado el verdadero carácter del monopolio nuclear conjunto de Estados Unidos y Rusia, sólo ha emitido un pequeño gesto de crítica en este sentido: "¿Por qué la Unión Soviética no ha intercambiado con China el secreto de la ciencia nuclear?". El arma nuclear se utiliza hoy como el arma más formidable en la lucha por el poder en el ámbito internacional. En tales circunstancias, la colaboración entre Estados Unidos y Rusia es en realidad una colaboración para la dominación del mundo. Esta simple verdad ha sido ocultada tras una falsificación muy pequeña. El C.C. ha ignorado un acontecimiento como el intercambio de secretos nucleares entre Estados Unidos y Rusia y así, la conclusión lógica a la que se llega no ha sido alcanzada por él. La única razón es que considere la disputa ideológica internacional como un conflicto de intereses nacionales que ocurre entre los países burgueses y que, por lo tanto, no entienda su significado real. Es decir, se niega a ver que esta lucha es, en verdad, una lucha por preservar la pureza del Marxismo-Leninismo, una lucha entre la ideología revolucionaria y la ideología contrarrevolucionaria.
Al negarse a referirse al carácter reaccionario del gobierno indio y al señalar que "el Congreso del Partido sigue teniendo una influencia política considerable entre el pueblo", trata de embellecer al gobierno reaccionario indio ante el pueblo. Al guardar silencio sobre el levantamiento masivo a nivel nacional, se niega a dirigir estos movimientos de masas, y por su política de continuar en los gobiernos U.F. apoya indirectamente cada paso dado para suprimir los movimientos de masas, justificando estas actividades anti-pueblo. Sin el menor intento de analizar el carácter de clase de los diferentes socios de los gobiernos U.F., ha dado, sin vacilar, la directriz de ganar a estos partidos constituyentes en favor del Programa del Partido Comunista a través de la persuasión. Si esto no es Gandhismo puro, ¿qué es? Palabras y frases tales como clases, interes de clase, lucha de clases y así sucesivamente, no encuentran lugar en el análisis del C.C. Es decir, descartando el punto de vista marxista e insertando algunos términos marxistas, el C.C. ha rechazado por entero la doctrina del Marxismo-Leninismo.
Aferrándose al tema de que el Congreso aún conserva una base de masas, el C.C. ha tratado de exagerar el poder de las fuerzas reaccionarias indias. Encubren el hecho innegable de que la crisis económica de este gobierno se está convirtiendo en una crisis política a través de los disturbios en masa y, por lo tanto, subestiman la fuerza del pueblo. Como la debilidad del Congreso del gobierno reaccionario se revela claramente hasta para el hombre común, el C.C. está haciendo todo lo posible para calmar al pueblo, magnificando la fuerza del gobierno en todas sus proporciones. Esta descarada manifestación a favor del gobierno reaccionario habría hecho incluso avergonzarse al Congreso. Incluso cuando el imperialismo norteamericano y el revisionismo soviético, a pesar de haber prestado toda la ayuda posible, no logran revivir la confianza de la gente en el gobierno, el C.C., como un lacayo fiel, se presenta en defensa de este gobierno reaccionario. El C.C. ha demostrado ser aliado y amigo del imperialismo norteamericano, del revisionismo soviético y del gobierno reaccionario indio.
El C.C. está tratando de demostrar que no reconoce el liderazgo de ningún otro Partido. La burguesía siempre ha dicho que los Partidos Comunistas siguen la línea del Partido Soviético. El C.C. está tratando de contrarrestar esta propaganda burguesa declarando que no acepta las directivas o análisis de ningún otro Partido. Nosotros, los comunistas, creemos en una sola doctrina científica, conocida como Marxismo-Leninismo, el pensamiento de Mao Tse-tung. Si reconocemos la verdad de la ciencia, debemos reconocer necesariamente la autoridad de quienes la han desarrollado. Aquellos que hubieran deseado ser marxistas, sin ser seguidores de Lenin, fueron arrojados finalmente a la fosa de la historia. El pensamiento de Mao Tse-tung es hoy la forma más alta de Marxismo-Leninismo y aquellos que se oponen a esta autoridad marxista internacional están condenados a refugiarse en la doblez del imperialismo.
La India es un país semi-colonial, semifeudal. Así que la fuerza principal que puede cambiar la condición colonial en este país es el campesinado y su lucha anti-feudal. Ningún cambio es concebible en este país sin la revolución agraria. Y es la revolución agraria la que demuestra ser el único camino hacia la liberación de este país. El C.C. no sólo mantuvo silencio sobre la cuestión de la revolución agraria, sino que está decidido a oponerse a las luchas revolucionarias de los campesinos dondequiera que sucedan. ¡Qué odio más intenso por los militantes campesinos revolucionarios de Naxalbari! ¡Qué regocijo por el éxito temporal de la política represiva de los reaccionarios de los gobiernos U.F. se manifiesta en las palabras del portavoz del C.C.! Como es normal en un fiel agente de la burguesía, insisten en una condición previa: deben recibir la garantía del éxito antes de prestar su apoyo a la lucha.
Hoy en día, el deber de todos y cada uno de los Marxistas-Leninistas es expulsar al C.C. desde el frente revolucionario. Sólo eso puede liberar la marea que inunda los movimientos y allanar el camino hacia la victoria final. Lejos de ser partidario de todo tipo de lucha anti-imperialista y anticolonial, este C.C. revisionista y reaccionario, es enemigo de esta. Solamente cortando todos los lazos con este C.C. y su perversa ideología, un partido revolucionario puede crecer y desarrollarse. El aplastamiento de esta ideología burguesa es la única garantía para el crecimiento de la ideología revolucionaria. Sin acabar con esta ideología reaccionaria, la revolución india no puede avanzar ni siquiera un paso. Así pues, para todos los auténticos revolucionarios sumisos del Partido y de este centralismo político, sólo puede significar la aceptación de la autoridad burguesa. Por lo tanto, la precondición primaria, sin la cual es imposible que un partido revolucionario crezca, es desafiar el centralismo de este C.C.
Resultado de imagen de naxalitas rbcLa primera tarea para construir un partido revolucionario es la propagación y difusión de la ideología revolucionaria, es decir, la propagación y difusión del Pensamiento de Mao Tse-tung. El único camino para la revolución democrática popular es construir bases revolucionarias en las zonas rurales, a través de la revolución agraria, bajo el liderazgo proletario, y posteriormente rodear los centros urbanos expandiendo estas bases revolucionarias; organizar las fuerzas de liberación popular entre las guerrillas campesinas y conducir la revolución a la victoria conquistando las ciudades, es decir, poner en práctica la táctica de la guerra popular formulada por el presidente Mao. Esta es la única línea marxista-leninista correcta para la liberación de la India. Debe lanzarse una campaña enérgica a favor de esta línea no sólo entre los miembros y simpatizantes del partido, sino también entre los sectores más amplios de las masas. Sólo así pueden crecer y desarrollarse las luchas revolucionarias y un partido revolucionario. Sólo propagando esta línea de masas podemos hacer que el pueblo conozca lo vacuo de los documentos reaccionarios burgueses del C.C. y superar la influencia de este liderazgo reaccionario en las masas que luchan. El presidente Mao nos enseña que debemos propagar sin cesar esta línea de masas en todos los frentes. Esta enseñanza tiene un significado especial para la India. Que hay un gran número de obreros revolucionarios en el partido es cierto, pero es igual de cierto que el partido ha estado durante un largo período de tiempo acostumbrado a la rutina del revisionismo y del patrón burgués de actividades. Como resultado, persisten entre los obreros partidarios de la revolución viejos hábitos revisionistas que se reflejan en la tendencia del economismo en todas las esferas, en la forma del funcionamiento característico del economismo. La experiencia de nuestra zona ha demostrado que, a pesar de su aceptación de la ideología revolucionaria, los viejos organizadores del partido en el frente campesino o en los sindicatos obreros vacilan a la hora de propagarla entre las masas y cómo, ante una lucha revolucionaria, pierden toda confianza en las masas, y en muchos casos incluso eligen el camino de la oposición abierta. Esto no siempre toma la forma de oposición abierta, sino que se refleja en su falta de confianza en el poder del pueblo y la exageración del poder del enemigo. Los efectos nocivos de las acciones de tales obreros del partido pueden ser superados siempre que haya una campaña que sostenga esta línea masiva entre la mayor parte de las masas militantes alrededor de estos obreros del partido. En tales casos, los obreros que tienen en ellos un impulso revolucionario genuino, pueden superar su debilidad.
Nos enfrentaremos a tal situación en todos los ámbitos, pues los miembros del partido aprecian muchas ideas revisionistas, ya que han estado acostumbrados a este tipo de funcionamiento revisionista. No pueden superarlos en un día o dos: sólo una práctica revolucionaria sostenida puede permitirles hacerlo. La campaña a favor de esta línea masiva de nuestro partido atraería en la doblez del partido a nuevos cuadros revolucionarios de entre las vastas masas revolucionarias fuera del partido. Estos cuadros, por su vigorosa conciencia revolucionaria, eliminan la inercia dentro del partido e inculcan una energía revolucionaria dinámica.
Sólo a través de prolongadas y duras luchas se puede llevar a cabo la exitosa culminación de la revolución india, ya que este vasto país de cincuenta núcleos fuertes de población es una base fuerte de las potencias imperialistas y el pilar del revisionismo soviético. Así, con la victoriosa finalización de la revolución en India, el día del juicio final del imperialismo y del revisionismo soviético llegaría rápidamente. Por lo tanto, no es nada extraño o antinatural que se apresuren a oponerse a la revolución en la India, la fortaleza de la reacción mundial. En esta situación, pensar en una victoria fácil no es más que una ilusión. Sin embargo, nuestra victoria es cierta, ya que este país se extiende sobre una vasta área con una población en cincuenta núcleos. Así que todo el poder de los imperialistas y revisionistas no logrará detener la marea de la revolución en este país.
Pero la revolución nunca podrá tener éxito sin un partido revolucionario, un partido firmemente arraigado en el pensamiento del Presidente Mao Tse-tung, un partido formado por millones de obreros, campesinos y jóvenes de clase media inspirados en el ideal del sacrificio; un partido que garantiza el pleno derecho democrático interno a la crítica y la autocrítica y cuyos miembros se adhieren libre y voluntariamente a su disciplina; un partido que permite a sus miembros actuar no sólo bajo las órdenes de lo anterior, sino juzgar cada directiva con plena libertad e incluso desafiar las directivas equivocadas en interés de la revolución; un partido que garantiza la división voluntaria del trabajo a todos los miembros que atribuyen la misma importancia a todo tipo de puestos de trabajo que van de arriba abajo; un partido cuyos miembros ponen en práctica los ideales marxista-leninistas en sus propias vidas y, mediante la práctica de los propios ideales, inspiran a las masas a hacer un mayor sacrificio y a tomar mayor iniciativa en las actividades revolucionarias; un partido cuyos miembros nunca se desesperan bajo ninguna circunstancia y no están intimidados por ninguna situación, pero marchan resueltamente hacia adelante para superarla. Sólo un partido como éste puede construir un frente unido de gente de diferentes clases, teniendo diferentes puntos de vista en este país. Sólo un partido revolucionario como este puede llevar la revolución india al éxito.
El gran ideal que el Presidente Mao Tse-tung mantiene a la altura de todos los Marxistas-Leninistas está destinado a realizarse. Sólo entonces podremos crear una nueva India democrática y sólo entonces esta nueva India democrática marchará decididamente hacia el socialismo.

Traducido de Marxists Internet Archive por Cultura Proletaria